La enfermedad de Wilson es una alteración genética en la cual se produce un aumento del cobre en el hígado, este se acumula en los hepatocitos (células que se encuentran en el hígado) y luego en otros órganos como: la masa cerebral, córnea y sistema renal. El cobre está presente en la mayoría de los alimentos que consumimos, siendo tan esenciales como las vitaminas pero deben ser asimilados en pequeñas cantidades.

La pigmentación verdosa alrededor del iris es característico de la enfermedad de Wilson

Tal vez te puede interesar: La enfermedad de Menieren síntomas y tratamiento

En pacientes con enfermedad de Wilson el cobre puede acumularse desde el nacimiento más frecuentemente en el hígado o el cerebro, produciendose síntomas psiquiátricos, neurológicos y enfermedades hepáticas. Para diagnosticar esta enfermedad los exámenes clínicos y el análisis bioquímico de la función hepática son necesarios, si no se diagnostica y trata desde temprano la enfermedad de Wilson puede desarrollar consecuencias graves y llevar a la muerte del paciente.

Tratamiento de la enfermedad de Wilson

Esta enfermedad es fácil de tratar, con una cierta terapia se puede detener el desarrollo y revertirse los síntomas de esta patología. El objetivo del tratamiento es retirar el exceso de cobre acumulado en el cuerpo y prevenir una nueva acumulación de esa sustancia, de acuerdo a esto existen dos vías que complementadas pueden asegurar una mejoría pronta del paciente:

Tratamiento nutricional: El tratamiento nutricional se asocia con tratamientos médicos, es decir, se trata de la ingesta medicamentos con una dieta baja en el consumo de cobre; al menos en la etapa de eliminación del exceso de esta sustancia lo ideal es consumir menos de 0, 6 mg/día, mientras que el consumo de cobre en una persona normal oscila entre 2 a 5 mg/día.

En el tratamiento nutricional, es aconsejable disminuir el consumo de alimentos ricos en cobre como: langostinos, calamares y ostiones, ya que el agua de mar posee grandes cantidades de cobre, también se debe evitar la ingesta de alimentos tales como: el hígado de res, granos como castañas, nueces, almendras, semillas de girasol, pasas de uva, habas, garbanzos, lentejas y chocolate, puesto que este producto contiene 36,4 mg/kg de cobre, sobrepasando el límite para un paciente con enfermedad de Wilson.

una dieta a base de frutas y vegetales es primordial para el tratamiento de la enfermedad de Wilson

Tal vez te puede interesar: Causas de la infertilidad masculina

Otros alimentos que también contienen una cantidad significativa de cobre son: las patatas, guisantes, setas, algunas verduras verdes oscuros, algunas frutas como coco, durazno y manzana; los productos lácteos tienen bajo contenido de cobre pero su concentración en la leche materna es alta.

Los nutricionistas recomiendan también en el tratamiento el consumo de pectina, una proteína importante para portadores de la enfermedad de Wilson debido a que es capaz de unirse al cobre e impedir que sea absorbido por las células hepáticas, algunos ejemplos de alimentos ricos en pectina son: plátanos pelados y sin semillas, guayaba, zanahoria y chayota.

Tratamiento fisioterapéutico: Los pacientes con enfermedad de Wilson pueden presentar varias anomalías motoras como incoordinación motora o agitación, dificultad para escribir y caminar, falta de coordinación en caminar, distonía (movimientos musculares involuntarios), reflejos anormales, dificultad para hablar o tragar y reacciones oculares anormales que afectan a sus actividades cotidianas.

El objetivo de la terapia física es rehabilitar al paciente, así que las técnicas de tratamiento deben basarse en los síntomas presentados por ellos. Los síntomas motores de los pacientes pueden tratarse con técnicas específicas de tratamiento fisioterapéutico que reducen la contracción de los músculos, es importante que las sesiones de tratamiento sean bien organizadas y planeadas, porque el portador de la enfermedad de Wilson tiene un patrón emocional inestable.

Después de la diagnostico de la enfermedad el tratamiento se debe iniciar inmediatamente, su retraso puede causar deterioro irreversible y mantenerse durante toda la vida. Aunque es una enfermedad que puede llevar a la muerte, los tratamientos nutricionales, con una terapia física y los médicos adecuados, pueden revertir los síntomas de la enfermedad de Wilson y el individuo tiene la posibilidad de llevar una vida de calidad.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here